Calcuta 2015: Crónica de una experiencia solidaria inolvidable

Comparte!

calcuta_2015 (1)Explicar Calcuta es una tarea casi imposible. Hay que visitarla muchas veces para acercarse a su significado, su misterio, su singularidad. Caos y miseria se entremezclan con encanto y sugestión.

En este ambiente del todo singular, los voluntarios de la asociación “Volunteers for International Development Associated” (V.I.D.A.), provenientes de las lejanas culturas occidentales pero con el corazón lleno de amor, alegría y entusiasmo, hemos llevado a cabo una misión humanitaria en favor de los más pobres entre los pobres de la ciudad, del 21 de Julio al 5 de agosto del 2015, inspirados en una pequeña gran mujer de extraordinario amor: Madre Teresa.

Trece aventureros de la caridad y la solidaridad, con pasaporte de Italia, España y Estados Unidos, hemos tenido la oportunidad de vivir una experiencia única, una lección de vida fuera de lo común, que ha revolucionado, conscientemente o no, nuestra existencia para siempre. Sumergidos en una realidad impactante, hemos entregado nuestro corazón y regalado lo mejor de nosotros mismos. Hemos compartido, con los últimos y los excluidos de una sociedad cruelmente dividida en castas, quince días de sudor, monzones, cansancio, luchas y emociones indescriptibles.

calcuta_2015 (3)Hemos intentado servir con sinceridad, con espíritu genuino y verdadero, en cosas aparentemente pequeñas, pero con mucho amor y caridad. Todos los días nos dirigíamos, entre el caos cosmopolita, a cuatro centros solidarios: Prem Dan, Shanti Dan, Nabo Jibon y Nirmal Niketan.

“Prem Dan” y “Shanti Dan” son dos megacentros de acogida de personas abandonadas por ser ancianas, enfermas o discapacitadas, entre los sin casta; han sido fundados y todavía hoy están dirigidos por las Misioneras de la Caridad. “Nabo Jibon”, que se encuentra en Howrah, en las periferias de Calcuta, acoge aproximadamente a 80 hombres entre jóvenes y adultos, con las mismas características de los centros anteriormente mencionados; pero en este caso dirigido por los “hermanos”, los Misioneros de la Caridad. “Nirmal Niketan”, en cambio, se encuentra en Kabardanga, en los suburbios rurales de Calcuta, y acoge niños y niñas con diversas discapacidades. Nuestra asociación apoya todos estos centros desde hace años.

calcuta_2015 (9)Nirmal Niketan nace por voluntad de V.I.D.A hace cuatro años, y ahora acoge a cuarenta menores con particulares necesidades de integración en la sociedad debido a sus discapacidades. Es precioso constatar cómo, año tras año, estos pequeños héroes se forman, crecen, maduran y mejoran notablemente. Ha sido enorme la emoción cuando los pequeños de “Nirmal” han bailado, recitado y cantado para agradecernos nuestra presencia durante estos días de misión, empapada por el monzón y secada por el sofocante calor. Los hemos llevado también de excursión al “Victoria Memorial”, un interesante museo dentro de un inmenso palacio costruido durante la colonización británica en homenaje a la Reina Victoria de Inglaterra despues de su muerte, acaecida en 1901; el monumento fue diseñado por Sir William Emerson en estilo indo-sarraceno e incorpora elementos de la arquitectura mogola. Es una obra extraordinariamente bella, rara en medio del degradamiento de la ciudad.

No ha faltado la jornada con los leprosos de “Gandhiji Prem Nivas” en Titagarh y tampoco la visita diaria a la tumba de Madre Teresa de Calcuta en la “Mother House” de Bose Road. Algunos de nosotros, que nos quedamos un día más en Calcuta, pudimos visitar “La ciudad de la alegría”, donde V.I.D.A ayuda a tres importantes obras dirigidas por la fundación española “Colores de Calcuta”.

calcuta_2015 (4)Uno de los momentos más intensos lo vivimos con el proyecto “Hope for Homeless”. Consiste en la distribución de comida, saris y útiles de aseo entre los habitantes de las chabolas más pobres de la ciudad que cada día luchan por sobrevivir. En esta ocasión, la actividad se desarrolló en un área que se encuentra a quince minutos en coche de “Park Circus Station”. Han sido más de 700 las personas que se han beneficiado de esta obra de solidariedad que sale al encuentro de las emergencias humanitarias. Agradecemos a “The Yago Foundation” que nos ha permitido llevar adelante esta iniciativa con su contribución económica. Un joven hindú de Calcuta, de nombre Nick, impactado por nuestra misión, ha querido unirse a nosotros durante esta actividad.

Los responsables de V.I.D.A han donado a las Misioneras y los Misioneros de la Caridad fundados por la Madre Teresa, que trabajan en Calcuta, 3.200€ para distribuir entre ocho de los centros de acogida que dirigen en la ciudad. Ésta es una ayuda que ofrecemos cada año durante nuestra misión.

Estas breves líneas no pueden describir las sonrisas, alegrías, fatigas, abrazos, encuentros, estupor y todo aquello que cada uno de nosotros se lleva en el corazón. Las calles, el metro, el autobús, el ruido, los olores, la lluvia, el calor, la humedad, los colores, el tráfico, los rickshaw, la comida, las inundaciones… todo es único y diferente, y casi todo se queda en lo más profundo de la propia alma porque Calcuta o la vives o no la puedes ni siquiera imaginar. Con esta crónica sencilla queremos decir en síntesis que ha sido extraordinariamente fuerte, increíble, ¡la mejor experiencia de nuestras vidas! Si podeís, hacedla también vosotros, así entenderéis la riqueza interior que hemos acumulado y que nos acompañará para siempre.

Voluntarios de la misión humanitaria V.I.D.A. – Calcuta 2015

Responder